Repetir

Lo que me duele es todo lo que sigo aferrando a mi. Aquella experiencia ya pasó y lo que dolió, duele más por el tiempo que el dolor se aferra a nuestro cuerpo.
El perpetuar de esa idea, de esa sensación nos anclan a ese estado, a ese modo. Nos aferra a ese suceso y nos hace vivir ese suceso cada vez que algo nos vincula con ello.

No sufro por el dolor de lo que me sucede, sufro por la única vez que me sucedió y que la perpetúo cada vez que sucede.
El dolor es uno, tan solo nosotros lo multiplicamos en miles de veces. El miedo es uno, tan solo nosotros lo multiplicamos en miles de situaciones.

Ese aferrarnos por una experiencia pasada nos condiciona a no vivir nuestra vida. Nos lleva a repetir ese suceso, hasta nuestra muerte.
Estar atrapados en ese ciclo es estar girando y no avanzar; es estar repitiendo sin aprender. Es estar sufriendo eternamente.

Atrapados por lo que nos paso, permanecemos vivos en latencia.
Aquella experiencia nos ha marcado en nuestros ojos y todo lo vemos con la figura como patrón.

- Por fecha 24/05/2015 - 

Expectativa Cero