Y así es

Claro que todo lo que me pasa va a dejar de pasar; claro está que todo lo que me sucedió, no me sucede.
Clarísimo es que mi futuro no está decretado ni sentenciado.

Entonces cual es mi situación que me focalizo en que todo lo malo no cesa de pasarme a mi, en que lo que me sucedió se sigue sucediendo y que es como es mi vida y que mi futuro ya está dictaminado y que será igual de malo que mi pasado o peor.

Que parte mía es la que ataca a si misma. Porque hago autodestrucción, autoflagelación, autocastigo. Que sucede en mi mente que le gusta destruirme, verme tirado en el piso y sufriendo.
Que parte mía es la que busca que no viva mi vida, que utilice cualquier medio de escape para ausentarme y para vivir una irrealidad en la cual piense que soy feliz.

Si tanto puedo ver que eso no me hace bien, como es que no puedo dejarlo?, tan fuerte es mi dependencia al dolor, a la desvalorización, al mal trato y a la aceptación que puedo dejarme abandonado a mi mismo?.

Si se, de forma sentida, que mi pasado ya no es mi presente. Que lo que me ha pasado y me pasa, tanto bueno como malo, va a dejar de pasar. Que mi futuro está condicionado a mi hacer diario, con este hacer abro, o las cierro, posibilidades y probabilidades en cuanto lo que deseo.

Se que nací, se que voy a morir y algunas veces se que estoy vivo. Saber no es lo mismo que pensar ni creer.
Saber es una certeza. Ese saber descansa en nuestro corazón, vinculado con el sentir y no con las emociones.

Se lo que hay que cambiar; tener coraje y continuar. Ir en constancia del saber.
Uno sabe, siente, cuando está consciente en la propia vida.
Y así es.

Expectativa Cero